lunes, 24 de septiembre de 2018

Tres posturas ideales para el sexo oral



El sexo oral es importantísimo en una relación de pareja, la estimulación de nuestros genitales a través de la lengua y la boca es uno de los mayores placeres en el sexo. Es por eso que hoy os presentaremos tres posturas distintas para realizar el sexo oral.

La más cómoda


No sólo es la más cómoda sino también posiblemente la más placentera. Se trata de que el hombre o mujer se sitúe totalmente tumbado en la cama en una posición relajada y la mujer u hombre realice la felación sobre el pene o vagina.

Con esta postura la persona ejecutora de la felación podrá tener acceso a todas las partes del cuerpo así podrá estimular tanto los genitales como todo el cuerpo de arriba abajo.

De pie o de rodillas


Esta posición se realizará en el caso de que la mujer realice la ejecución del sexo oral. Para ello el hombre habrá de situarse o bien de pie o bien de rodillas.

Desde luego es una postura bastante más incómoda que la anterior puesto que estar de rodillas es algo molesto y cansado y estar de pie no es como estar tumbado.

Lo que si permite esta posición es que la mujer pueda realizar una felación mucho más intensa y rápida dado que la ejecutora se encuentra en mejor posición ya sea tumbada o sentada.

Además, al realizar la felación de esta manera permite que ella pueda realizar la felación sin la ayuda de las manos que pueden utilizarse para ir estimulando otras partes del cuerpo, lo que aumentará nuestra sensación de placer.

Mientras tanto el hombre puede dar un ritmo más pausado o acelerado a la ejecución de la felación agarrando suavemente el cabello de la persona que realice el sexo oral.

Cuando se realiza esta felación, mientras el hombre permanece de pie, se puede aprovechar para estimular la parte inferior del pene y los testículos.

De rodillas sobre la cama con la mujer tumbada

Si en la primera de las posturas que hemos estado hablando el que disfrutaba del sexo oral además también disfrutaba de la posición (tumbado y relajado), en esta el que ejecuta el sexo oral es el que disfruta de la posición más cómoda.

Se trata de que él o ella se sitúen de rodillas sobre la cama y la persona que ejecute la felación este totalmente tumbado en la cama.

En el caso que él sea el que disfrute de la felación tendrá que situarse a la derecha o izquierda de la persona que realice el sexo oral.

Mientras que en el caso que ella sea quien disfrute de la felación, tendrá que colocarse con la cabeza del ejecutor por debajo de su vagina. Esta posición puede acabar con la postura más deseada del sexo oral, el famoso 69.

Copyright © Festival Memoria